Inicio / Actualidad / Las peores contraseñas del 2019: ¿utilizas alguna de la lista?

Las peores contraseñas del 2019: ¿utilizas alguna de la lista?

Año tras año, los análisis muestran que millones de personas toman decisiones cuestionables cuando se trata crear contraseñas para proteger sus cuentas. Y los datos más recientes confirman que los malos hábitos son difíciles de erradicar y que muchas personas están dispuestas a ponerse en la primera línea de fuego de los ataques que buscan el secuestro de cuentas.

A partir de un análisis sobre un total de 500 millones de contraseñas que se filtraron en varias brechas de datos a lo largo del 2019, NordPass descubrió que “12345”, “123456” y “123456789” eran las más frecuentes. Entre todas, estas contraseñas compuestas por cadenas numéricas se usaron para “asegurar” un total de 6.3 millones de cuentas. Sin embargo, el resto de la lista de las contraseñas más utilizadas no presenta un escenario mucho más optimista, ya que a estas tres opciones siguieron “prueba1” y “contraseña”.

De manera un tanto predecible, la tabla está repleta de muchas otras contraseñas de las cuales se sospecha son muy comunes: como son “asdf”, “qwerty”, “iloveyou” y varias otras alternativas más. También abundan otras contraseñas extremadamente fáciles de vulnerar, incluidas cadenas numéricas simples y nombres comunes. La misma imagen se repite cada año en las listas de las contraseñas más utilizadas, como fue el año pasado, el año anterior, etc.

La lista completa con las 200 contraseñas más populares está disponible en el sitio de NordPass, pero aquí compartimos las 25 principales.

Rank Password
1 12345
2 123456
3 123456789
4 test1
5 password
6 12345678
7 zinch
8 g_czechout
9 asdf
10 qwerty
11 1234567890
12 1234567
13 Aa123456.
14 iloveyou
15 1234
16 abc123
17 111111
18 123123
19 dubsmash
20 test
21 princess
22 qwertyuiop
23 sunshine
24 BvtTest123
25 11111

¿Te resulta familiar?

Si reconoce haber utilizado o estar utilizando algunas de las contraseñas de la lista, entonces es recomendable que en su lista de resoluciones de año nuevo incluya el cambio de contraseñas. Para quienes no saben por dónde empezar, la idea a la hora de cambiar de contraseña debería ser pensar en una clave que muy difícilmente pueda ser igual a la que millones de personas eligen al momento de suscribirse a un servicio.

Una forma de lograr esto es optar por una frase como contraseña. Si el criterio de armado es correcto, suele derivar en una clave muy difícil de vulnerar y fácil de recordar. Esto último es especialmente útil si no se utiliza un software de administración de contraseñas, una herramienta que ha demostrado beneficiar tanto la solidez como la singularidad de la contraseña. Es importante que esa contraseña en formato frase sea única para cada una de sus cuentas en línea, ya que reutilizar contraseñas en varios servicios es algo riesgoso.

También es posible que quiera estar al tanto sobre filtraciones de contraseña. Existe una serie de servicios en los que se puede verificar si sus credenciales de inicio de sesión pueden haber sido filtradas en alguna brecha. Algunos de estos incluso ofrecen la opción de suscribirse a alertas si su información de inicio de sesión se ve comprometida por una violación.

De hecho, dado que en esta era en la cual vivimos los datos de inicio de sesión de millones de usuarios se han comprometidos, ¿por qué conformarse con una línea de defensa si se puede tener dos? En este sentido, el doble factor de autenticación es una forma muy valiosa de agregar una capa adicional de seguridad a las cuentas en línea, además de su contraseña.

Fuente: WeLiveSecurity

Vea También

El proveedor de Data Centers más grande del mundo afectado por Netwalker ransomware

Recientemente, el proveedor de centros de datos más grande del mundo, Equinix, fue afectado por …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.